DESEO CUMPLIDO 3625

El deseo de Iria era "ser vaquera de caballos" y gracias a la Hípica La Moraleja ¡ya es un deseo cumplido! Lo pasó genial con su gran amigo Rayo, al que estuvo peinando y preparando para montar. ¡Qué bien lo hicieron! Junto con Natalia, una profe estupenda, salieron a pasear por el picadero, por el campo, le pusieron flores a Rayo y pasaron una mañana increíble... Tan maravillosa, que Iria no se quería ir de allí... ¡Menos mal que volverá todos los domingos a dar clases y podrá ver de nuevo a su amigo Rayo!